My place
Excursiones desde Vitoria: descubre los 7 pueblos más bonitos de la Rioja Alavesa

Excursiones desde Vitoria: descubre los 7 pueblos más bonitos de la Rioja Alavesa

Adentrarse en la Ruta del vino de Rioja Alavesa es todo un espectáculo para los sentidos. Situada entre la Sierra de Cantabria, el río Ebro y Navarra, es el lugar perfecto para una escapada. Es una de las siete comarcas de Álava, que en esta zona se conocen también como cuadrillas. El entorno ofrece panorámicas de postal, con enormes campos de vides, las montañas al fondo y bonitos pueblos que te sorprenden aquí y allá. Descubre de la mano de Líbere los siete pueblos más bonitos de la Rioja Alavesa. Una excursión para recordar.

Cómo llegar a la Rioja Alavesa desde Vitoria

Es posible llegar a la Rioja Alavesa en unos 35 o 40 minutos en coche desde Vitoria, saliendo por la A1, para seguir después por la AP68, y tomando por último la N124. Esta es la mejor ruta, que te conducirá en primer lugar a la zona de Salinillas, para moverse luego por la comarca.

Pueblos de la Rioja Alavesa con encanto

A lo largo de la comarca hay numerosos pueblos que merecen una visita, por su historia, arquitectura y sus bonitos paisajes. En sus calles aún perduran vestigios medievales, e incluso se pueden visitar unas curiosas bodegas cueva. A la imagen idílica de enormes viñedos y villas pintorescas hay que añadir otros muchos alicientes. La cultura del vino, la gastronomía, e incluso el clima contribuyen a crear un ambiente único. La proximidad de la Sierra de Cantabria y la diferencia de altitud provoca que de vez en cuando surja lo que se conoce como ‘efecto foehn’. Se trata de un fenómeno meteorológico por el que se crea una especie de avalancha de nubes que avanzan desde las montañas. Un regalo de la naturaleza que hace aún más impresionante la vista del horizonte.

Si no quieres perderte nada, toma nota de los pueblos más bonitos y sus principales atractivos, para disfrutar al máximo del viaje.

Salinillas de Burandón

Es un pequeño pueblo rodeado por una muralla, donde admirar también el Palacio de los condes de Oñate y la Torre de los Sarmientos.

Labastida

Además de joyas arquitectónicas como el Arco Larrazuria o el Palacio Paternina, el enoturismo es una de sus principales bazas. Recorrer sus bodegas es un viaje de la tradición a la modernidad. En las Bodegas Tierra y las de González Teso se pueden contemplar todavía parte de las antiguas edificaciones que datan del siglo XIV. En Mitarte se conserva también parte de la estructura del siglo XIII y en Viñedos Labastida -Solagüen impera la arquitectura más actual.

Samaniego

Tiene el encanto de los pueblos pequeños, al tiempo que esconde tesoros como la iglesia barroca de Nuestra Señora de la Asunción. Entre sus bodegas hay mucho donde elegir, desde la solera de Amaren al espíritu innovador de Ostatu o Baigorri, con un moderno edificio obra del arquitecto Iñaki Aspiazu.

Navaridas

Este pueblo se ubica entre el cauce del río Ebro y la Sierra de Toloño. La Ermita de San Juan de Ortega, el Palacio de los Sodupe o la Iglesia de la Inmaculada son algunos de los monumentos más destacados. Las Bodegas Guzmán Aldazábal organizan actividades de agroturismo, desde una visita a sus instalaciones hasta una cata entre viñas, un plan perfecto para grupos.

Elciego

En este punto conviven numerosas bodegas, que compiten en cuanto a la calidad de sus caldos. Pago de Larrea, Viña Salceda, Marques del Riscal o Valdelana son propuestas interesantes para ahondar en la cultura del vino. Esta última cuenta con una de las instalaciones más llamativas de la zona, que le han valido hasta en tres ocasiones el galardón como Mejor Bodega en Arte y Cultura. Entre sus monumentos, se recomienda la visita a la Iglesia San Andrés y la Ermita de la Virgen de la Plaza.

Laguardia

Es la capital de la comarca, y uno de los enclaves más bonitos de la zona. Conserva ese sabor de villa medieval, que entre otras muchas peculiaridades le han llevado a ser reconocido como uno de los pueblos más bonitos de España. El centro amurallado, con sus antiguas puertas de entrada, las calles empedradas, los palacios y casas solariegas son solo algunos de sus atractivos. La iglesia de Santa María de los Reyes y la de San Juan Bautista son los dos templos principales. Entre las casas blasonadas, la más destacada es la Casa de la Primicia, que data del siglo XIV. En sus proximidades, no puede faltar una parada para conocer los dólmenes de la Hechicera y de San Martín, testigos de la época prehistórica. Además, las bodegas son parte de la historia de este pueblo, pues el subsuelo de su casco antiguo está lleno de bodegas cueva, algunas de las cuales están abiertas a la visita. En cuanto a las bodegas actuales, hay numerosos ejemplos de buen hacer. Entre ellas, curiosidades como El Fabulista, soterrada bajo la casa natal del famoso escritor de fábulas oriundo de la villa. Entre las más reseñables no pueden faltar Casa Primicia o Ysios, que sorprende por su espectacular arquitectura.

Lanciego

Esta villa alavesa ofrece al viajero una huella viva de la antigua vida rural, además de un entorno paisajístico fabuloso. Puede visitarse uno de sus trujales, un antiguo molino de aceite, pues en otras épocas además de la vid se cultivaba también la aceituna. Otra de esas muestras de la vida cotidiana de otros tiempos son la fuente, lavadero y abrevadero, que se conservan en el conocido como Huerto del Fraile. En cuanto a las bodegas, El Mozo Wines y De Luis R. son sus apuestas en el mundo del vino.

Viñedos de la Rioja Alavesa

Dónde comer en la Rioja Alavesa

La gastronomía es uno de los puntos fuertes de la zona, con deliciosas carnes y pescados regados con los vinos de la tierra. En el último punto de la ruta, la Bodega Luis R. ofrece también restaurante, una buena idea para completar una visita y cata. En Labastida Bastida, son muy recomendables el restaurante Jatorrena y Petralanda, ambos especializados en cocina tradicional vasca. En la capital de la cuadrilla hay muchas más posibilidades, entre las que destacan el Restaurante Batzoki, la Hospedería Los Parajes, Villa Lucía o El Capricho de Baco .

Si quieres más información sobre excursiones desde Vitoria, consulta nuestros artículos sobre Salinas de Añana y las playas de Vitoria en el embalse de Ullíbarri Gamboa.

Apartahotel Líbere Vitoria

Desde tu apartahotel en Vitoria podrás desplazarte cómodamente para conocer las bodegas en la Rioja Alavesa. Cuentas con parking a tu disposición, de forma que ganarás tiempo saliendo con tu coche para disfrutar de esta preciosa excursión

Stay Safe. Más información sobre medidas covid-19.